fbpx Skip to main content
microrrelato

#200

By 19 julio, 2021noviembre 30th, 2021No Comments

Perdí audición tras un accidente. Caí con la bicicleta una mañana soleada con tan mala que di con el oído contra el suelo. Recuerdo perfectamente aquel crujido y luego un intenso pitido, como una estática aguda, muy parecido al que escuchas tras un concierto a gran volumen.

Fui al médico y me confirmó, tras una audiometría, la pérdida de más de un 30% de audición en el oído derecho. También que ese pitido me acompañaría siempre y que mientras me dejara dormir, debía acostumbrarme a él.

El pitido es cierto que me dejaba dormir.

Lo que me preocupaba más era lo otro. Desde aquel accidente, además del pitido, comencé a escuchar una voz en mi cabeza. En un principio no era más que un mero susurro, pero esta voz fue ganando en claridad, volumen y también autoridad. Y me dice cosas horribles, constantemente. Y no puedo pararlo. No calla nunca y cada vez es más impertinente y desagradable.

Es esto lo que en realidad no me deja conciliar el sueño. Literalmente no me permite dormir.

No lo hará hasta que haga todo lo que me pide.

Leave a Reply

5 × 2 =